Acura RDX 2016 a prueba
12/11/2015 Reportes de Manejo

Acura RDX 2016 a prueba

Este crossover destaca por un gran equipamiento

Antecedentes

Fue en 2006 cuando Acura decidió ampliar su gama de crossovers con la aparición del RDX, un modelo que por dimensiones y precio llegó a ubicarse por debajo del MDX, vehículo que hizo su aparición seis años antes.

Siete años después de su debut en un segmento dominado por los tres fabricantes alemanes premium, Acura presentó la segunda generación de RDX con una serie de evoluciones estéticas y mecánicas.

Ahora a medio ciclo de vida de este segundo capítulo, este Acura RDX es sometido a una renovación estética, además de obtener algunos caballos de fuerza extras y más sistemas de seguridad.      

Precio: $619,900 pesos

 

Características técnicas y mecánicas

Al ser únicamente un facelift las dimensiones de la carrocería se mantienen intactas, así que permanecen los 4,695 mm de longitud, los 1,870 mm de ancho de mm y el alto de 1,650 mm.

Estéticamente la carrocería luce mucho más atractiva. Con todo y que no tiene la tarea fácil en el segmento donde compite, es quizá es el modelo que ofrece el diseño más moderno de todos.

Dentro de las novedades que encontramos en este medio ciclo de vida de la segunda generación están los grupos ópticos de LED, el nuevo estilo de la parrilla, así como el rediseño de las fascias y los rines de 17 pulgadas.

A pesar que mantiene el mismo V6 de 3.5 litros y 24 válvulas con tecnología de desactivación de cilindros -Gestión Variable de Cilindros- e inyección directa, para el modelo 2016 entrega 6 hp y una libra-pie más de torque, con ello este renovado RDX logra un total de 279 hp a 6,200 rpm y un par motor de 252 libras-pie a 4,900 rpm.

Este poder comandado por una caja automática de seis velocidades ofrece un consumo promedio de 10.5 km/l. Una cifra bastante sobresaliente, principalmente cuando estamos hablando que el motor envía toda su fuerza a las cuatro ruedas.

Ahora bien, en la sección de seguridad este Acura RDX 2016 equipa monitor de punto ciego, prevención de colisión trasera, control de crucero adaptativo, alerta de cambio de carril, cámara de reversa y sistema de frenado automático.

 

Confort

A pesar de ser un crossover compacto, el espacio interior de este Acura RDX, que por cierto se ofrece en un sola versión, es bastante generoso en ambas filas, asimismo también podemos destacar la excelente calidad de materiales y ensamble.

Uno de los elementos que más llama la atención es la incorporación de dos pantallas -una de 7 y otra de 8 pulgadas- en el panel de instrumentos para una operación más rápida e intuitiva del sistema de información y entretenimiento, así como del sistema de navegación. Aunque para ser sinceros hubiéramos preferido un solo display con una mejor resolución y calidad de gráficos.

Como buen crossover del segmento premium integra elementos como el cuero en los asientos, volante y palanca de velocidades, apertura eléctrica de la puerta trasera, acceso sin llave, salidas de aire acondicionado en la segunda fila, asientos delanteros eléctricos con calefacción, navegador, sistema de audio con 10 bocinas y reproductor de DVD, interfaz para USB y Bluetoth.

Probablemente el detalle que no nos pareció del interior, es con que algunos controles y botones sean idénticos a los que podemos encontrar en modelos de Honda. 

 

Manejo

Uno de los mejores atributos de este crossover, además de la cantidad de equipamiento es la calidad de marcha. Y es que además del extra de poder, como parte de este upgrade también hubo mejoras en la suspensión y dirección. Esto en conjunto permite mejorar la estabilidad dinámica y rendimiento. Eso sí, aún con todas estas mejoras no es ni la más rápida ni la más deportiva del segmento donde compite: Audi Q5, BMW X3, Volvo XC60, Lincoln MKC, Mercedes-Benz GLK e Infiniti QX50.

Si bien, en el arranque el V6 no es lo enérgico que nosotros quisiéramos una vez que encuentra los 279 hp, la conducción es bastante placentera al tener una velocidad constante. Asimismo el contar un sistema de tracción en las cuatro ruedas permite que el manejo sea sumamente estable.

Donde sentimos que pudo existir una mejora es en la transmisión automática de seis velocidades, que si bien ofrece paletas en el volante para tener a la mano los cambios de marcha, no es del todo ágil sobre todo en los cambios descendentes.

 

Conclusión

Con esta serie de mejoras la segunda generación de este crossover tiene más atributos para dar pelea en un segmento, que como lo comentamos anteriormente, es dominado por Audi, BMW y Mercedes-Benz.

Lo que sí es un hecho es que por la cantidad de equipamiento que contiene la única versión el precio de casi $620,000 pesos no está nada mal.

 

 

 

Acura RDX 2016 a prueba

¿Qué opinas? Cuéntanos